fbpx

¿Qué es la escoliosis en mayores?

La escoliosis en mayores es una curvatura lateral anormal de la columna vertebral. Se diagnostica con mayor frecuencia en la niñez o en la adolescencia temprana. Las curvas normales de la columna vertebral ocurren en las regiones cervical, torácica y lumbar en el llamado plano “sagital”. Estas curvas naturales colocan la cabeza sobre la pelvis y funcionan como amortiguadores para distribuir la tensión mecánica durante el movimiento. La escoliosis a menudo se define como una curvatura de la columna en el plano “coronal” (frontal). 

¿En qué consiste la escoliosis en personas mayores?

La escoliosis es una curvatura anormal de la columna vertebral (columna vertebral). Hay una curva natural hacia adelante y hacia atrás en la columna vertebral. Con la escoliosis, la columna gira y desarrolla una curva de lado a lado. Las curvas pueden ser tan leves como de 10 grados o tan severas como de 100 grados o más. Que la curvatura sea superior a 45 grados se considera una escoliosis severa en ancianos.

La mayoría de los casos de escoliosis son leves y no necesitan tratamiento. En adultos, el grado de la curvatura de la columna puede o no determinar el tratamiento. El  tratamiento de la escoliosis en adultos mayores está orientado a aliviar los síntomas y no obstante a corregir la curva. El objetivo es siempre disminuir el dolor y mejorar la función.

Aunque la escoliosis en sí no provoca dolores, la degeneración normal de la columna relacionada con la edad puede provocar síntomas. Los síntomas de la escoliosis en adultos mayores se tratan igual ya sea que esta exista o no. La escoliosis solo se convierte en un factor cuando se considera la cirugía. Los cambios en la apariencia del cuerpo también son posibles según el grado de la curvatura de la columna.

En general, la mayor parte de la escoliosis en adolescentes ocurre en la porción torácica o de la caja torácica de la columna.  la principal preocupación suele estar en la

escoliosis lumbar en adultos mayores. Esta parte de la columna vertebral es más susceptible a los cambios observados con el envejecimiento o la degeneración.

Persona mayor con fuerte dolor lumbar. La escoliosis grave puede la caja torácica presionar los pulmones

¿Qué problemas puede ocasionar la escoliosis en ancianos?

La causa de la escoliosis en mayores varía según el tipo. No es lo mismo la escoliosis a los 50 años que a una edad temprana. La forma más común de escoliosis en edad adulta es degenerativa (la columna se curva a medida que envejece). La escoliosis en adultos mayores puede ser un caso de escoliosis pediátrica que no se descubrió hasta la edad adulta. En algunos casos, la escoliosis adolescente puede desarrollar síntomas con el envejecimiento y requiere tratamiento.

La escoliosis idiopática (que proviene de una causa desconocida) generalmente se descubre durante el crecimiento en la niñez o la adolescencia. Cuando comienza o se encuentra después de la pubertad, se denomina escoliosis idiopática del adulto porque la curva se descubre después del crecimiento esquelético completo.

Síntomas de la escoliosis en adultos mayores

La mayoría de los casos de escoliosis en mayores no causan síntomas, aunque se puede desarrollar dolor. El dolor de espalda se produce por muchas razones, incluida la artritis, la incapacidad para estabilizar erguido y/o debido a la debilidad de la musculatura central y la perdida de acondicionamiento. Se puede desarrollar entumecimiento irradiado a una de las piernas si hay presión sobre los nervios de la columna lumbar.

En algunos casos, los síntomas de la escoliosis en adultos y los cambios en el cuerpo pueden incluir:

  • Pérdida de altura.
  • Alineación desigual de la pelvis y las caderas.

¿Cómo se diagnostica la escoliosis del adulto?

Antes de que su médico pueda sugerir un tratamiento de la escoliosis, deberá realizar un examen y comprobar si existe escoliosis en mayores. Esto puede incluir preguntas sobre:

  • Historia familiar.
  • Fecha en la que notó por primera vez un cambio en su columna.
  • Progresión de la curva (determinada a partir de radiografías anteriores, si están disponibles).
  • Presencia y ubicación del dolor, si lo hay.
  • Cualquier disfunción intestinal, vesical o motora, que puede ser un signo de daño nervioso más grave o presión causada por la escoliosis.

En un examen físico, su médico examinará su espalda para verificar la forma de su columna y ver cómo se mueve. Sus nervios también pueden evaluarse a través de controles de reflejos, sensaciones y fuerza muscular.

Si es necesario, su médico puede mandarle radiografías. Las radiografías tomadas de frente y de costado muestran una imagen completa de su columna vertebral. Luego, su médico puede determinar si tiene escoliosis y, de ser así, en qué grado. Es importante determinar los grados de escoliosis para  comprobar si existe minusvalía.

Cómo mejorar y aliviar las molestias

Tanto para los adolescentes como para escoliosis en mayores, la gravedad de su afección influye en los síntomas que experimentan. La escoliosis tiene tres niveles de gravedad que clasifican la enfermedad: leve, moderada y grave. Los niveles de gravedad están determinados por el tamaño de la curvatura. Esto se determina a través de una radiografía y una medida conocida como “ángulo de Cobb”.

El ángulo de Cobb mide hasta qué punto una columna vertebral torcida se dobla y tuerce alejándose de una alineación recta. Una escoliosis clasificada como leve tiene una medida del ángulo de Cobb de 25 grados o menos; una escoliosis en mayores moderada cubre curvaturas con una medida entre 25 y 40 grados; la escoliosis severa se clasifica por una medida de curvatura de más de 40 grados para adolescentes y más de 50 grados para adultos.

Cuanto más severa es una curvatura espinal, más probable es que el adulto mayor experimente dolor junto con otros síntomas. Eso no significa que no haya escapatoria de ese dolor; a través de tabla ejercicios para escoliosis y estiramientos, se puede lograr una reducción que mejore la función y alivie el dolor y la incomodidad.

Cuanto más severa es una curvatura, más duro hay que trabajar, pero una vez que se ven y se sienten los resultados de ese arduo trabajo, los mayores tienen la motivación que necesitan para continuar con su arduo trabajo y continuar viviendo sus mejores vidas con la enfermedad.

Anciano con dolor en la zona lumbar por escoliosis

Ejercicios para escoliosis en adultos mayores

Los ejercicios para escoliosis en adultos mayores tienen numerosos beneficios para la salud y el bienestar en múltiples áreas de la vida.  Los cuerpos que experimentan un movimiento regular son más adaptables y flexibles y existe una mayor corrección de escoliosis en adultos.

Los cuerpos que son más flexibles no experimentan la rigidez y el dolor y la incomodidad relacionada que experimentan las personas con problemas de movilidad. En general, los ancianos que practican el ejercicio tienen mejores sistemas musculoesqueléticos y músculos más fuertes.

Otro concepto erróneo común sobre la escoliosis en mayores es que la condición conduce a la inmovilidad. Si bien puede haber algunas restricciones de actividad física que acompañan a una deformidad de la columna como la escoliosis, el ejercicio en realidad puede ayudar a contrarrestar los efectos de la afección, sin mencionar los beneficios comprobados para la salud mental del ejercicio regular. Si bien es cierto, existen algunos ejercicios prohibidos para la escoliosis en mayores.

Los ejercicios de bajo impacto como la natación, el ciclismo y el yoga pueden ayudar a reducir el dolor, ya que mejoran la salud general del cuerpo y la capacidad de adaptarse a la curvatura de la columna y corregir la escoliosis en adultos mayores.

Estiramientos

Cualquiera que haya pasado largos períodos de tiempo inmóvil sabe de primera mano lo rígido que puede llegar a estar el cuerpo sin movimiento. Un cuerpo rígido conduce al dolor y la incomodidad. Las curvaturas de la columna provocan tensión, ya que los músculos de un lado del cuerpo tienden a contraerse en respuesta a la curvatura. Realizados correctamente, los estiramientos para la escoliosis en mayores son un medio extremadamente seguro y eficaz para mantener los músculos que rodean la columna específica lo más relajado posible. Una vez que esos músculos compensadores se estiran y relajan, esa tensión se alivia, disminuyendo el dolor y la incomodidad.

¿Se puede corregir la escoliosis en mayores?

La mayoría de los casos de escoliosis en mayores se pueden tratar de manera no quirúrgica a través de la observación regular de un médico, analgésicos  y ejercicios de fortalecimiento central para fortalecer el abdomen, mejorar la flexibilidad y enderezar la columna. 

En la mayoría de los casos, su médico recomendará fisioterapia para escoliosis en adultos, tanto para mantener la fuerza como para aliviar el dolor. Estos pueden incluir:

  • Trabajar para mejorar la higiene postural.
  • Hacer ejercicios de bajo impacto, como nadar.
  • Estiramiento diario.

Escoliosis: tratamiento en adultos mayores

Si tratamiento de la escoliosis en personas mayores anteriormente descrito no le hace mejorar, quizás sea el momento de operarse. La cirugía es necesaria en algunos casos de escoliosis en mayores. Es posible que se necesite cirugía si el dolor de espalda y piernas a causa de la escoliosis se vuelve intenso y continuo, y no responde al tratamiento. Desequilibrio espinal. Cuando estamos de pie, la cabeza debe estar en equilibrio sobre el centro de la pelvis cuando se mira de frente, y sobre las articulaciones de la cadera cuando se mira de lado.

La cirugía es necesaria para mejorar la calidad de vida. Aunque la cirugía no se recomienda únicamente para mejorar la apariencia, algunas personas encuentran insoportables los síntomas de la deformidad de la columna. A veces, es la única forma de  corregir la escoliosis en adultos. La cirugía es la única opción en estos casos.

Existen diversas opciones quirúrgicas de columna para mejorar la escoliosis en mayores, dependiendo de cada caso. Generalmente, los procedimientos quirúrgicos están diseñados para estabilizar la columna vertebral, restaurar el equilibrio y aliviar la presión sobre los nervios. La cirugía de la columna fusiona los huesos de la columna mediante injertos óseos y luego implantes metálicos para mantener la columna en su lugar. Los avances en las técnicas quirúrgicas y los sistemas de navegación asistidos por computadora hacen posibles enfoques menos invasivos y el tiempo de recuperación es más rápido.

Doctor mostrando la deformidad rotacional compleja tridimensional de la columna, resultado de la escoliosis en mayores

Esperamos que este artículo le haya brindado información útil sobre la escoliosis en mayores. Si tiene preguntas o comentarios sobre el contenido, no dude en escribirnos, estamos en todas las redes sociales. Y como siempre, si le gustó el artículo, ¡le instamos a que lo comparta con otros!

Álvaro Morales

Álvaro Morales

Graduado en Trabajo Social y Redactor Jefe de MimoCare.
Encargado de tratar temas de ayuda y cuidados a domicilio a mayores.

¿Te ha resultado interesante esta publicación? ¡Compártela! 

Solicita información o
llámanos al 951 682 681

¿Necesitas más información sobre nuestros servicios?

Estaremos encantados de proporcionarte la información que necesites y resolver todas tus dudas. Déjanos tus datos y un mensaje con tu consulta en el siguiente formulario. Nos pondremos en contacto contigo muy pronto para asesorarte de manera totalmente gratuita y sin ningún compromiso.

Si quieres trabajar como cuidador/a o empleado/a del hogar, Pincha Aquí
Si necesitas un cuidador/a o empleado/a del hogar, rellena el formulario
LlámanosLlámanos
Ir arriba